COVID-19: hacer actividad física después de recibir la vacuna podría potenciar sus beneficios

Compartir

Ya hay 12 vacunas contra el COVID-19 autorizadas para uso de emergencia en el mundo. A través de ensayos clínicos, esos inoculantes han demostrado que son seguras y eficaces para reducir el riesgo de desarrollar enfermedad grave si una persona se contagia el coronavirus.

Un estudio científico reveló que los beneficios de esas vacunas pueden potenciarse si se realiza actividad física después de recibir la aplicarse. Detallaron incluso cuánto tiempo de actividad, como una caminata rápida, debería ser lo ideal para conseguir aumentar la protección de la vacuna.

El estudio fue realizado por investigadores del Departmento of Kinesiología, el Programa de Inmunobiología y el Instituto de Nanovacunas de la Universidad del Estado de Iowa, en los Estados Unidos. Encontraron que hacer una caminata rápida larga, trotar o andar en bicicleta después de la aplicación de la vacuna Covid o de la gripe amplifica los beneficios de la inyección.

En el estudio participaron 70 personas y unos 80 ratones. Se analizaron las respuestas de los anticuerpos después de una inyección de la vacuna contra la gripe o de las dos dosis de la vacuna de ARN mensajero contra el COVID-19 de las empresas Pfizer y BioNTech. Se comprobó que las personas que hacían ejercicio durante 90 minutos justo después de la inyección producían más anticuerpos que las que no lo hacían.

Se comprobó en Estados Unidos que las personas que hacían ejercicio durante 90 minutos justo después de la inyección producían más anticuerpos que las que no lo hacían (Getty images)Se comprobó en Estados Unidos que las personas que hacían ejercicio durante 90 minutos justo después de la inyección producían más anticuerpos que las que no lo hacían (Getty images)

Si bien los resultados del estudio son preliminares y deben probarse en un mayor número de personas, se suman a otras evidencias científicas que demuestran que si una persona se mantiene en forma y es físicamente activo se consigue respuestas más robustas al acceder a las vacunas. El trabajo fue publicado en la revista Brain, Behavior, and Immunity por el grupo de inmunobiólogos.

“La actividad física contribuye a una mejora del sistema inmune. Ya se había observado en los años noventa con la pandemia por el VIH: si los pacientes hacían actividad física, se favorecía”, dijo a Infobae el doctor Francisco Nacinovich, de la comisión de vacunas de la Sociedad Argentina de Infectología y jefe de infectología del Instituto Cardiovascular (ICBA). “Si bien tiene limitaciones porque la muestra es pequeña, el nuevo estudio realizado en los Estados Unidos viene a derribar el mito de que no se puede hacer actividad física después de recibir las vacunas. Sí se pueden hacer caminatas rápidas, andar en bicicletas o trote, después de aplicarse la dosis, y se amplifican sus beneficios”.

 

más información en: https://www.infobae.com/america/ciencia-america/2022/02/10/covid-19-hacer-actividad-fisica-despues-de-recibir-la-vacuna-podria-potenciar-sus-beneficios/

Deja un comentario