Astrónomo fotografía los restos del cohete de SpaceX que se estrellarán en la Luna

Compartir

Un propulsor del cohete Falcon 9 de SpaceX se estrellará en la Luna el próximo 4 de marzo tras más de 6 años perdido en el espacio. Tras su descubrimiento en enero pasado, ahora un astrónomo lo ha logrado fotografiar.

Este pedazo de basura espacial tendrá como último día recurrente para poder apreciarlo este martes 8 de febrero ya que por su órbita y su tamaño no será visible hasta su impacto, el cual tampoco será apreciable debido a que caerá en el lado oscuro de la Luna.

Un riesgo de la basura espacial

El astrónomo Gianluca Masi logró detectar el lunes un punto brillante a la deriva en el estadio gracias al Virtual Telescope Project 2.0.

Por sus características y por su forma de movimiento, Masi llegó a la conclusión que era dicho pedazo de SpaceX.

Masi logró crear una animación del propulsor en movimiento (el punto que parpadea cada varios segundos). Para ello, tuvo que unir 268 imágenes individuales hechas con un telescopio robótico de 17 pulgadas que bautizó como “Elena”.

El cohete en cuestión es la segunda etapa del Falcon 9 lanzado el 11 de febrero de 2015 por SpaceX desde el Centro Espacial John Kennedy en Cabo Cañaveral, Estados Unidos, que llevaba el satélite DSCOVR (Deep Space Climate Observatory) al espacio para la observación de la Tierra desde el espacio.

Esta será la primera vez que la basura espacial golpee accidentalmente nuestro satélite natural. La Luna ya había sido golpeada por un cohete antes: fue en 2009, durante la misión LCROSS de la NASA, que lanzó un cohete y una sonda espacial contra su superficie en un intento de probar la existencia de ‘agua’.

Pero en ese momento, el impacto fue premeditado y monitoreado por la nave espacial LRO que orbitaba alrededor de la Luna. A partir de ahora, este impacto será completamente accidental, y aún no se sabe si será posible monitorearlo de alguna manera.

 

Deja un comentario